DEAUVILLE, UNA CIUDAD DE RECREO

Mansión Camelia© Béatrice Augier
© Sandrine Boyer Engel
© Delphine Barré

Alimentada por diferentes influencias, esta ciudad costera ofrece una gran variedad de estilos arquitectónicos. Deauville fue una ciudad moderna en toda época, audaz y creativa, abierta a todos los talentos. Se pueden todavía apreciar las excelentes expresiones de planificadores urbanos, paisajistas y arquitectos. Las mansiones son extraordinarias, tal vez consideradas unas verdaderas obras de arte, y le confieren a Deauville un fascino original, especial, prestigioso, extremadamente diferente y sorprendente en cada distrito.

UNA ARQUITECTURA CREATIVA

Su identidad está basada en tres factores fundamentales: la gran creatividad de sus arquitecturas, luminosas, eclécticas y modestas; la originalidad y la fuerza de su diseño urbano; la importancia de sus jardines y cercas que crean en la ciudad una atmosfera única.

 

© Delphine Barré

Una creatividad protegida

PROTECCIÓN Y VALORIZACIÓN

Deauville es una de las primeras ciudades de Francia que elaboró en 2005 una “Zona de protección del patrimonio arquitectónico, urbano y paisajístico” (ZPPAUP). En 2015, en el mismo espirito, el “Área de promoción de la arquitectura y del patrimonio” (AVAP) le sucedió, dando una atención especial al desarrollo sostenible y una visión más amplia de todo su territorio, de los valles al mar. El AVAP protege y valoriza las casas tradicionales, y apoya el proyecto de nuevas construcciones de alta calidad, siempre respetando el espíritu del lugar. En línea con el concepto de “Grenelle de l’environnement”, sigue unas recomendaciones para una buena integración de las instalaciones técnicas de control o de producción de la energía, en el marco del desarrollo sostenible y de la preservación del patrimonio.